Alcanzar El Éxito En La Entrevista De Trabajo

Si tienes una entrevista, debes haber hecho algo bien. Recuerda siempre que no tienes garantizado un puesto de trabajo. Pero si sigue los pasos descritos aquí, puedes tener una buena oportunidad de pelear por el puesto deseado. Y alcanzar el éxito en la entrevista de trabajo.

Es el día de la gran entrevista. La empresa para la que siempre has querido trabajar. El puesto requiere de tu experiencia, habilidades e intereses. ¡Estás convencida de que vas a conseguir el trabajo!

A continuación te contamos consejos prácticos para clavar esa entrevista, junto con algunas pautas para lidiar con el rechazo que, en algún momento u otro, asoma por nuestras vidas.

Calidez personal

Por simple que parezca, las personas favorecen automáticamente a aquellos que vemos como «cálidos» en comparación con aquellos a quienes vemos como «fríos». Una persona cálida sonríe, está de acuerdo con los demás, felicita a los demás y tranquiliza a los demás. Todas estas son características deseables y todas conducen a evaluaciones positivas de otros (incluso, a menudo, a un nivel inconsciente). Claro, algunas personas pueden, naturalmente, ser más cálidas que otras. Si tienes un toque de calidez en tu personalidad, diría que lo amplifiques durante la entrevista.

Prepárate y demuestra que conoces la empresa

La iniciativa es casi siempre una de las cualidades más buscadas en los empleados. Las personas que son responsables precisan los detalles, respetan los plazos y hacen el trabajo. Si bien hay varias formas de demostrar responsabilidad en la entrevista, es el trabajo de preparación el que realmente puede mostrar este rasgo. Descubre con quién te reunirás e investiga sobre cada una de ellas. Obtén también información sobre la empresa, incluida cualquier declaración de misión o visión e información sobre el liderazgo / personal. Conviértete en un experto.

Demuestra confianza

Cuidado, la arrogancia puede ser bastante desagradable. Pero la confianza en uno mismo suele ser muy atractiva, especialmente en el lugar de trabajo. Un empleado confiado da la impresión de que él o ella la posee. No subestimes la importancia de la confianza. Durante la entrevista, deja claro que puedes manejar cualquier situación.

Humildad, todos hemos fracasado en ocasiones

A menudo, un conjunto de preguntas de la entrevista tienen una orientación en la búsqueda de fracasos laborales. Y a menudo sorprende a la gente con la guardia baja.

Para abordar este hecho, sea proactivo. Piensa en algunos resultados negativos relacionados con el trabajo que has experimentado, procésalos y desarrolla narrativas para ellos, incluido lo que has aprendido de ellos. Nadie es perfecto. Y la perfección nunca debe ser una expectativa. Así que no te preocupes por la posibilidad de tener que dejar caer información negativa sobre tu pasado. Concéntrate en cómo la experiencia ayudó a mejorar tu experiencia.

Lleva ejemplos propios preparados

En mi larga experiencia entrevistando a miles de personas para todo tipo de puestos. No soy fanático de las respuestas genéricas a las preguntas. A mi entender, cuanto más específico sea el contenido de una respuesta, mucho mejor. Pero vamos, ¿todos los entrevistados deben decir lo mismo? Necesita establecer sus respuestas y diferenciarse de demás. La mejor manera de hacer esto es dar ejemplos específicos vívidos de sus experiencias personales.

Cuida los detalles y ponlos encima de la mesa. Cuando se trata de contar la historia de tu trabajo, cuanto más específico puedas ser, más parece ser que realmente lo entendiste.

Respeta el tiempo y los horarios de las personas

Seamos realistas: en estos tiempos, todos parecemos estar súper ocupados. Mucha gente parece tener exceso de trabajo y mal pagado. Incluidos los seleccionadores de personal. Por este motivo, lee los siguientes consejos:

Llega a todas y cada una de las entrevistas con 10 minutos de antelación como mínimo.

Supón que todos los que te entrevistan tienen cientos de otras tareas. Esta suposición probablemente no solo sea cierta, sino que mantener esta suposición te ayudará a asegurarte de tratar a los demás con el tipo de respeto adecuado y eso puede ayudarte a diferenciarte del resto de candidatos.

¿Y qué pasa si te rechazan?

Recuerda, no importa lo bueno que seas, no siempre vas a tener éxito. Si te rechazan después de una entrevista de trabajo, puede que no sea un reflejo de ti. La verdad es que hay un número casi infinito de razones por las cuales uno podría ser rechazado. Y basándose en el proceso confidencial que siempre rodea un proceso de selección, probablemente nunca sabrá.

Aquí hay algunas razones por las que es posible que no obtengas el trabajo:

  •     Había un montón de solicitantes y entrevistados.
  •     Había un candidato interno que iba a conseguir el trabajo.

No tengas miedo al fracaso. Le pasa a los mejores. Cuanto más lo intentes, más probabilidades tendrás. Y cuanto más, simplemente por las matemáticas, fallarás también.